Avinguda d'Ernest Lluch 32, 08302 - Mataró, Barcelona
+34 616 94 32 18
contacto@saedpv.com

Intoxicaciones Alimentarias

Intoxicaciones Alimentarias

intoxicaciones alimentarias

¿Qué son las intoxicaciones alimentarias?

Al momento de consumir alimentos, estamos introduciendo cantidades de nutrientes que son necesarios para nuestra supervivencia, pero a su vez estos alimentos son fuente de otros tipos de microorganismos vivos que están lejos de ser beneficiosos a la salud.

Las intoxicaciones alimentarias ocurren al momento de ingerir alimentos con microorganismos, los cuales al estar en un  entorno beneficioso para su reproducción crecen en población rápidamente produciendo toxinas que nos enferman. 

Esta afección es algo a lo que todas las personas estamos expuestas, tanto si compramos nuestra comida preparada o la preparamos en el hogar, por lo que las medidas de precaución nunca están de más.

Estos organismos pueden contaminar los alimentos en cualquier momento, por los que los cuidados deben ser tenidos desde el mismo momento de la producción, procesamiento y hasta el cliente final que lo irá a consumir. 

La correcta manipulación de los alimentos, es de crucial importancia para evitar contaminaciones en los mismos. Si estos son manipulados o cocinados de manera incorrecta, pueden ser una gran fuente de contaminación.

La mayoría de los casos de intoxicaciones alimentarias, se da por alimentos contaminados con bacterias comunes, como el estafilococo, Salmonella o Escherichia coli.

Pero muchos organismos que causan enfermedades pueden contaminar los alimentos, investigadores han identificado más de 250 enfermedades transmitidas por los alimentos, por lo que hay muchas afecciones distintas.

La Organización de las Naciones Unidas, reconoce la importancia de cuidar los alimentos de estos patógenos ha dedicado un día del calendario, celebrándose así el día mundial a la seguridad alimentaria

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, alrededor de 600 millones de personas en el mundo sufren algún tipo de intoxicación alimentaria al año, una cifra muy poco despreciable. 

En España, en los últimos tiempos, se han activado alertas alimentarias por distintos tipos de organismos contaminantes en alimentos comercializados en distintos centros de distribución.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha publicado una lista de las intoxicaciones alimentarias más comunes, para explicar cómo detectarlas (aunque en la mayoría de los casos se detecta cuando alguien se intoxica) y sobre todo de cómo prevenirlas.

En la gran mayoría de los casos, las intoxicaciones alimentarias son leves, dando una serie de síntomas como náuseas, vómitos o diarrea, y desaparecen sin tratamiento, pero en algunos casos estos pueden ser mucho más graves y de cuidado.

Causas de las intoxicaciones

Las intoxicaciones alimentarias pueden afectar a una persona o a un grupo de personas, que hayan ingerido el mismo alimento contaminado. En la mayoría de los casos los síntomas aparecen pocas horas después de consumir los alimentos.

La manera en que los microorganismos pueden llegar a los alimentos y contaminarlos pueden ser de diferentes circunstancias, como las iremos mencionando a continuación:

  • Muchas de las bacterias viven en los intestinos de los animales que se crían para consumo, al momento de ser procesadas las canales de los animales y entren en contacto con zonas donde habitan estas bacterias, pueden contaminarse inmediatamente.
  • Como las bacterias viven en los intestinos de los animales, también están en su estiércol, que muchas veces pueden contaminar el suelo donde se cultivan ciertas plantas de consumo.
  • La manipulación inadecuada de alimentos es uno de los factores de contaminación cruzada más común, donde un alimento contaminado entra en contacto (por medio de tablas de cortar, cuchillos, manos del manipulador) con un alimento inocuo y lo contamina. 

Algunas de las formas más comunes de contraer una intoxicación alimentaria es por comer o beber:

Algunos de los principales patógenos que son transmitidos por los alimentos

Los tipos de microorganismos que pueden provocar intoxicaciones alimentarias son muchos, entre los que podemos nombrar los más comunes como son:

  • Norovirus
  • Salmonella
  • Clostridium perfringens
  • Campylobacter
  • Staphylococcus aureus (estafilococo)*.
  • Vibrio cholerae 
  • Escherichia coli

Como también muchas toxinas en pescados, moluscos y/o mariscos, que pueden producir intoxicaciones alimentarias al estar dañados o en mal estado.

Todos estamos expuestos a sufrir una intoxicación alimentaria, pero sin duda los niños y los adultos mayores tienen un mayor riesgo de gravedad al tener un sistema inmunitario más débil.

Estas intoxicaciones también resultan mucho más graves en personas con afecciones severas como diabetes, enfermedad renal, cáncer o VIH, por poseer el sistema inmunitario debilitado.

La seguridad alimentaria de las mujeres embarazadas y con lactantes debe ser de especial cuidado, para evitar cualquier tipo de intoxicación alimentaria.  

Síntomas de las Intoxicaciones Alimentarias

Como pudimos ver, existe una gran variedad de microorganismos y toxinas que pueden producir una intoxicación alimentaria, por lo que existe una extensa gama de síntomas según el patógeno que la produzca.

En su gran mayoría, los primeros síntomas aparecen al cabo de unas 2 horas de haber ingerido el alimento, esto puede variar bastante, algunos síntomas no se presentan hasta mucho tiempo después.

En muchos casos, los síntomas incluyen:

  • Cólicos abdominales
  • Diarrea (puede tener sangre)
  • Fiebre y escalofríos
  • Dolor de cabeza
  • Náuseas y vómitos
  • Debilidad general, que puede llegar a ser grave

Con la aparición de estos síntomas se suelen aplicar análisis existentes para detectar qué microorganismo o toxina es la causante, examinándose las heces o bien el alimento del que se tiene sospecha de haber sido el medio de transmisión de la intoxicación. 

Tratamiento de las intoxicaciones alimentarias

En la mayoría de las intoxicaciones alimentarias, no hace falta un tratamiento médico, el organismo pelea contra los patógenos invasores y va mejorando con los días.

Algunos tratamientos aplicados son más bien para aliviar los síntomas y mantener el organismo correctamente hidratado, manejando los siguientes factores: 

  • Manejar la diarrea.
  • Controlar las náuseas y los vómitos.
  • Descansar lo suficiente.
  • Beber suficientes líquidos con minerales para reponer los perdidos por vómitos y diarrea.

Siempre lo más recomendable es al presentar los síntomas, acudir a su médico, que realizará una evaluación del caso y dispondrá las mejores medidas para cada caso.

El polvo de rehidratación oral que se prepara para casos de pérdida de fluidos, puede comprarse en la farmacia, y asegúrese siempre de prepararlo con agua potable.

Nunca se automedique, no deje de tomar ni cambie los medicamentos sin hablar primero con su médico.

También puede preparar su propio suero oral de rehidratación, realizando una mezcla de algunos ingredientes que se tiene siempre en la casa, como por ejemplo disolviendo 3 gramos de sal, 2 a 3 gramos de bicarbonato sódico y 50 gramos de azúcar en 1 litro de agua. 

A veces con la presencia de diarrea y vómitos no puede conservar los líquidos, en esos casos acudir al médico ya que pudiera necesitar que se los administren por vía intravenosa, situación que suele ser más común en niños pequeños y adultos mayores.

Para las causas más comunes de intoxicación alimentaria, no es normal que el médico le recete algún antibiótico, pero esto está siempre a criterio de un profesional según cada caso.

Evolución de las intoxicaciones

En los casos más comunes y leves de intoxicaciones alimentarias, las personas se recuperan dentro de las 12 a 48 horas de haber ingerido el alimento, pero existen algunos casos más graves y que pueden causar serias complicaciones.

Si bien existen casos de muertes por intoxicaciones alimentarias, como lo fue el de las personas que en china consumieron pastas que lo tenían guardadas desde hace más de un año o los chavales que consumieron alcohol desinfectante en una fiesta, son casos excepcionales y es muy poco frecuente, sobre todo en países desarrollados, pero existen posibles complicaciones.

Posibles complicaciones

Una de las complicaciones más comunes que podemos encontrar en las intoxicaciones alimentarias sin importar cuál sea la causa de la misma es la deshidratación, que es fácil de manejar consumiendo líquidos.

Pero dependiendo de la causa de la intoxicación alimentaria, existen complicaciones menos comunes, y que a su vez son mucho más grave, algunas que podemos nombrar son:

  • Artritis
  • Problemas hemorrágicos
  • Daño al sistema nervioso
  • Problemas renales
  • Hinchazón o irritación del tejido alrededor del corazón

Situaciones de cuidado, llame a un profesional médico o acuda a un centro asistencial inmediatamente cuando se presenten los siguientes síntomas:

  • Diarrea con sangre o pus
  • Diarrea y no puede beber líquidos a causa de las náuseas y vómito
  • Fiebre por encima de 38ºC, junto con la diarrea
  • Si ha realizado un viaje al extranjero y presentó diarrea
  • Con una diarrea que no mejora en 5 en adultos y 2 días para un bebé o un niño
  • Cuando se presentan vómitos durante más de 12 horas
  • Posible consumo e intoxicación por hongos (potencialmente mortal)
  • Posible intoxicación con Pescados o mariscos (potencialmente mortal)

Prevenir intoxicaciones alimentarias

En seguridad alimentaria, para obtener alimentos inocuos existen muchas medidas que cumplir y que minimizan que puedan ocurrir este tipo de intoxicaciones.

Al preparar los alimentos, se pueden tomar las siguientes medidas de buenas prácticas higiénico sanitarias y de manipulación:

  • Las manos son uno de los mayores vectores de contaminación cruzada, por lo que hay que lavarlas constantemente, sobre todo al tocar alimentos crudos.
  • Los utensilios que se utilizan al cocinar, deben ser limpiados constantemente, sobre todo los que tienen contactos con carnes crudas.
  • La correcta cocción de las carnes elimina la mayoría de las colonias de bacterias que pudieran tener, por lo que aplicar la correcta temperatura durante el tiempo necesario para eliminar los patógenos.
  • La carne cocida y la cruda no deben tener ningún tipo de contacto, ni de forma directa ni indirecta (el mismo plato o utensilios si no han sido lavados muy bien).
  • Los alimentos perecederos, no deben estar más de 2 horas sin refrigeración, ya que el frío evita la proliferación de bacterias.
  • No descongele los alimentos congelados a temperatura de ambiente, es mejor descongelarlos en el refrigerador o en el microondas y los mismos deben ser cocinados siguiendo las instrucciones del fabricante.
  • Revisar siempre la fecha de caducidad de los alimentos empaquetados, evitar los que presenten alguna anomalía. 
  • Evitar alimentos con olores inusuales o sabores extraños.
  • Evite beber agua sin tratar

Y recuerde, ante cualquier síntoma, acudir al médico o al centro asistencial más cercano.

FUENTES:

Intoxicación alimentaria: MedlinePlus enciclopedia médica

Prevención de la intoxicación alimentaria: MedlinePlus enciclopedia médica

https://www.cdc.gov/foodsafety/es/foodborne-germs-es.html

https://www.cdc.gov/foodsafety/es/food-poisoning.html

https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2019-08-21/intoxicaciones-alimentarias-prevenirlas_2186523/

https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/food-poisoning/symptoms-causes/syc-20356230#:~:text=La%20intoxicaci%C3%B3n%20alimentaria%2C%20tambi%C3%A9n%20denominada,y%20par%C3%A1sitos%E2%80%94%20o%20sus%20toxinas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *