Avinguda d'Ernest Lluch 32, 08302 - Mataró, Barcelona
+34 616 94 32 18
contacto@saedpv.com

FRAUDE ALIMENTARIO

FRAUDE ALIMENTARIO

fraude alimentario

¿COMO AFECTA LOS HECHOS DE FRAUDE ALIMENTARIO A LA SOCIEDAD?

El fraude alimentario es la producción y/o comercialización deliberada de alimentos no conformes a las normativas vigentes, realizada con fines económicos y que podrían afectar a la salud. Todo fraude constituye un engaño para el consumidor y, además, refleja la vulnerabilidad de los mecanismos de control que se han establecido para evitarlo.

¿La crisis económica motiva a irregularidades y a fraudes alimentarios o el motivo trasciende a otros factores más difíciles que valdrían la pena analizar?

Tras meses de pandemia, se vieron grandes esfuerzos por parte de todos los que trabajan en el rubro agroalimentario y logístico para mantener los centros de abastecimiento con los productos de consumo necesarios para la ciudadanía. A principios de la pandemia el gran temor era el desabastecimiento de dichos centros.

¿NECESIDAD, CODICIA O IRRESPONSABILIDAD?

Pero este esfuerzo por mantener la cadena de suministros funcionando, se ve opacado por irregularidades y fraudes alimentarios en algunos productos destinados al consumo. Algunas personas quisieron aprovechar ciertas brechas en los controles y vender alimentos sin cumplir las normas sanitarias vigentes, obviando los riesgos que podrían tener sus acciones en los consumidores.

Surgieron noticias de fraude alimentario, como el de la venta de pescado de procedencia extranjera que, sin pasar por los controles sanitarios, se les cambiaba el envase original por otro haciendo creer al consumidor que era de procedencia nacional, siendo luego distribuido para su venta en los distintos comercios, y sin embargo lo más grave es que al realizar este cambio, la fecha de caducidad de producto también era alterada, quedando así en evidencia la falta total de responsabilidad con el consumidor. Lo anterior expone a todos los consumidores a un alimento de alto riesgo que podría ser nocivo.

«La evaluación de riesgos en seguridad alimentaria tiene un propósito, el cual es disminuir los riesgos de intoxicación por alimentos destinados a consumo humano»

Quizás la crisis hizo que muchas personas, y con el fin de generar ingresos y de salvar un poco la desastrosa economía fruto de la larga pandemia que esta sufriendo el mundo, incurran en este tipo de delito como lo es el fraude alimentario, incumpliendo así normas y poniendo en peligro la salud pública y si bien los meses de baja circulación económica que aún se esta viviendo afectan a la gran mayoría de trabajos y de la sociedad en general, nunca debería anteponerse primero el factor económico al de la salud.

Al descubrirse este fraude se impidió que 12 toneladas de pescado fueran distribuidas y comercializadas, y un lote que ya había sido distribuido, fue de nuevo sacado de circulación ya que este alimento no contaba con las condiciones sanitarias para su consumo, por lo que las autoridades decidieron destruirlas después de un oportuno procedimiento.

La evaluación de riesgos en seguridad alimentaria tiene un propósito, no es una mera imposición burocrática, su misión es disminuir los riesgos de intoxicación por alimentos destinados a consumo humano o bien establecer parámetros aceptables para el consumo de los mismos, reduciendo de esta forma, la probabilidad de provocar enfermedades.

Los protocolos y reglamentaciones están para preservar la salud de los consumidores, ya que los productos que serán destinados al consumo humano deben ser inocuos y si no se toman las medidas correspondientes pueden afectar causando intoxicaciones graves al consumidor, el cual confía en que las empresas lleven a cabo los controles, asegurando que lo que se consume no ocasionará daño alguno.

¿Se deberían endurecer los controles en los alimentos que llegarán a nuestra mesa?, lo que queda claro es que ningún control está de más cuando hablamos del bienestar de los consumidores que pagan por un producto certificado como inocuo para la salud.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *